Otto el guaperas

Ya no era otoño… ¡pero lo parecía! Estaba tan bonito el campo que aunque estábamos en enero parecía octubre, y Otto aprovechó el escenario para regalarnos algunas poses maravillosas. Los cocker suelen ser perros nerviosos, así que las sesiones de exterior son estupendas para hacer con ellos, ya que pueden corretear a gusto mientras yo los persigo con la cámara ;).

¡Reserva tu sesión, tu perro se lo pasará en gande!